3 claves para (sobrevivir) el verano

A medida que se aproximan las vacaciones y nos dividimos los preciados días de verano para compartirlos con nuestras parejas y nuestra familia reconstituida, pueden surgir sentimientos complicados que creíamos que teníamos superados.

Ser capaces de reconocer que los sentimientos desagradables se producen a raíz de la complejidad de la situación que vivimos, y no por nuestros fallos o errores como personas/madrastras, nos ayudará a mantenernos en perspectiva ante cualquier problema que pueda producirse.

3 claves del bienestar

Las vacaciones son largos periodos en los que por necesidad pasamos más tiempo de ocio en familia y por lo tanto es mucho más probable que pequeños roces y sentimientos que creíamos superados reaparezcan.

Pero existen 3 ideas clave que nos van a ayudar a preservar nuestro bienestar emocional en épocas convulsas:

  • Mantener cierto control sobre tu vida
  • Favorecer el sentimiento de que eres importante para tu pareja
  • Aceptar diferencias para sentirnos aceptadas en la familia

A priori puede parecer que son claves más fáciles de nombrar que de realizar, pero con pequeñas pautas en el día a día podemos conseguir un gran cambio de perspectiva.

1. Expresa tus necesidades y deseos

Una de las tendencias más habituales entre las madrastras es evitar tener voz e intentar constantemente hacer excesivos esfuerzos para que todo funcione para todo el mundo, excepto para ellas. Desterremos el mito de que lo que se espera de las mujeres en una familia es que aguantemos carros y carretas en pro del bienestar de todos, ya sean madres, abuelas o madrastras. Si la situación o las decisiones no son compartidas por ti, exprésalo con respeto y busca un cambio que beneficie a todos.

2. Mejor estar sola que decir “sí” cuando todo tu ser grita “¡NO!”

Si no existe reciprocidad en encontrar soluciones del agrado de todos y sientes que estás superada, toma distancia y disfruta de tiempo para ti.

Busca grupos de apoyo o personas que puedan entender como te sientes. Encontrar a otras madrastras es una gran ayuda para conocer nuevos puntos de vista y recibir apoyo.

3. Comunícate. Los sentimientos desagradables no son malos

Si los sentimientos de frustración, resentimiento o desilusión aparecen es importante parar y reflexionar sobre ellos. No te culpes si hacía tiempo que no te sentías así, si de pronto tienes ganas de llorar porque todo está mal o no funciona como esperabas.

Estos sentimientos son habituales en la situación que vives (formación de una familia reconstituida, creación de nuevas figuras de autoridad, adaptación de los niños a la nueva relación del padre/madre, etc…).

Tomarlo como sentimientos normales y verbalizarlos con otras personas en nuestra misma situación nos ayudará a transitarlos con mayor facilidad y a comprender que no son sinónimo de que seamos menos capaces o malas personas.

Nuestra pareja, a su vez, será nuestro mejor aliado para ayudar a superar sentimientos negativos. Hablad mucho, dejad los juicios fuera de la habitación y trabajad en equipo como primer paso para solucionar adversidades.

4. Tiempo exclusivo para cada relación

Aceptar que todos podemos desarrollar sentimientos desagradables a raíz de las circunstancias y encontrar formas de comunicarlos ayuda a que todos nos encontremos mejor en familia.

Los niños pueden sentirse frustrados o desilusionados ante la idea de unas vacaciones que incluyan a una tercera persona (o sea, tú). Del mismo modo que tú te puedes sentir frustrada por no tener unas vacaciones a solas con tu pareja. Y tu pareja puede estar harta de estar haciendo malabarismos entre las dos relaciones.

A veces estamos esforzándonos en estar presentes cuando podríamos reservar un tiempo para que padres/madres e hijas/hijos disfruten su relación mientras nosotras nos tomamos un respiro o hacemos planes con nuestros amigos. Por otro lado, acordar un tiempo o unas pequeñas vacaciones en pareja puede aliviar mucho la tensión de la convivencia.

Si quieres conocer a más mujeres que están viviendo una situación similar a la tuya y encontrar el apoyo que necesitas, conoce nuestro Grupo de whatsapp